Module 5: Instruction and Assessment for ELLs

En este modulo aprendi sobre los niveles diferentes que un estudiante ELL adquiere cuando esta aprendiendo un lenguaje oral. Estas lecturas y videos son buenas herramientas para mejor ayudar a nuestros estudiantes.

En la lectura lo que me sorprendió fue en como podemos ayudar a nuestros cuando toman exámenes. Lo que dice la lectura es que debemos de dejar a los estudiantes que contesten en su lenguaje nativo y de tener True and False questions porque en las preguntas que te dan opciones puede haber vocabulario que el estudiante no precisamente sabe o tiene suficiente conocimiento para escoger una respuesta.

De los videos me gusto que nos dieron modificaciones para todos los estudiantes que se encuentran en el nivel de comienzo y en el nivel avanzado. Eso es muy util para que podamos incorporar a nuestras clases. Algunas de las modificaciones que fue encontrado muy común en todos los niveles es de animar a que se involucren en conversaciones de grupo y siempre introducir vocabulario nuevo al principio de la lección para que ellos puedan entender la lección mejor.

Otra modificación que muchos maestros usan mas son los audio books o canciones. A los estudiantes le encantan cantar y eso ayudaría en que ellos repitan el oír como el hablar de las palabras.

Advertisements

Module 4: Second Language Acquisition

En este modulo aprendi mucho sobre las teorías detrás de como adquirimos un segundo lenguaje. Algunas teorías, como la de Piaget, Vygotsky, Piaget, y Skinner argumentan que la forma que nosotros adquirimos un segundo lenguaje es por medio de un contexto social, imitación, y asociación. Lo que quiere decir esto es que ellos apoyan el argumento que nosotros nacemos con una pizarra en blanco y que por medio de nuestras interacciones y imitaciones adquirimos un lenguaje. Otros como Chomsky, apoyan el argumento que nosotros nacemos con una pizarra que ya esta predeterminada y por medio de nuestros genéticos nuestro lenguaje se va desarrollando.

Yo estoy en medio de estas dos teorías y argumentos porque yo pienso que nuestras genéticas y interacciones sociales tienen un impacto en nuestra adquisición de lenguajes. Por ejemplo, si adoptaría a un bebe Asiático, sus genéticas y inclinaciones naturales lo llevaría a tener hábitos de su cultura nativa pero si yo lo expongo a una cultura hispana el adquiriría una cultura hispana como la que yo vivo por sus interacciones. Es por esto que yo no pudiera inclinarme mas a una teoría que a otra.

Modulo 3: La Historia de la Educación Bilingüe

En este modulo aprendi mucho de como la educación bilingüe empezó en lo Estados Unidos. Muchos inmigrantes vinieron a los Estados Unidos cuando las 13 colonias ganaron su independencia de Inglaterra. Mas de 150 lenguas fueron habladas por los Indios Americanos. Se me hizo muy interesante leer sobre como el gobierno del anglo-saxon querían que todos fueran Americanizados. Para obtener esta meta, el gobierno empezó a forzar a la gente hablar el inglés. Esto fue adquirido por medio de “educar” a los indios en como ser buenos ciudadanos. La segunda guerra mundial fue lo que puso todo en contra de toda otra lengua que no fuera ingles. El odio y temor de no tener superioridad fue nacido en los corazones del gobierno de los anglo-saxons. El odio y division fue fuerte en el contexto de la comunidad y educación. Muchos niños y estudiantes Latinos no tenían los mismos privilegios que los demás de los estudiantes y tenían que dejar paso a los que si hablaban el ingles. Por ejemplo, en el contexto social, los niños Mexicanos Americanos solo podían ir a la alberca los lunes y luego los trabajadores limpiaban la alberca para que los demás pudieran nadar en una alberca “limpia”. En el contexto educacional, segregación fue muy evidente en la educación de los niños. Letreros de “ONLY ENGLISH” llenaban las clases y esto creo en los niños vergüenza y culpabilidad de su cultura y familia.

Nosotros, no solo como educadores bilingües, pero también como Mexicanos Americanos debemos de ayudar y celebrar con nuestros estudiantes las diferencias de nuestras culturas y ensenarles como ellos con su diferencia pueden contribuir y aun ayudar a nuestro país y a los demás.

Mi Experiencia con mi Nombre Hispano

Mi nombre es Laura Alejandra Rosales Rocha. Mi primer nombre viene de mi mama, Laura Rocha, el segundo nombre viene de mi papa Alejandro Rosales. Cuando leí la sección sobre como el nombre de un estudiante es importante en su identidad yo pude hace una conexión porque yo me acuerdo cuando iba a la primaria en los EEUU y no me gustaba mi nombre para nada. Pensé que mi nombre era muy común en la cultura Hispana y me comparaba a los demos como “Stacy” o “Michelle” que sonaban tan bonitos. Muchas de mis amigas y maestros les costaban trabajo en pronunciar mi nombre y siempre lo decían con un acento en ingles, que al contrario es un nombre común también en la cultura de los Americanos pero yo nunca me relacionaba con la pronunciación porque mi familia no lo dice en ingles, ellos me llaman Laura en español. Pero me acuerdo un día que iba en la primaria. Me cansaba de corregir a los maestros diciendo que mi nombre se pronuncia en español y les costaba trabajo decir mi nombre. A mediados de mi primer grado, decidí “cambiar” mi nombre para que ya no tuviera ese problema y escribí “Lora” para que me convenciera que ese era mi nombre y no Laura por la pronunciación. Cuando mi maestra llego a mi papel y vio “Lora” me vio y me dijo “este no es tu nombre. Escribe bien porque yo no te voy a llamar así.” Me dio mucha pena porque muchos de mis compañeros se empezaron a reír porque ellos sabían mi nombre. Desde ese entonces decidí a aprender como liderar con mi nombre en español aunque no me gustaba.  Ahora viéndolo bien, se que parte de mi identidad se estaba perdiendo porque nunca pude tener orgullo en mi cultura y eso volvió a que mi deseo se volviera en poder mezclarme con los demos en la cultura Americana.

Suposiciones vs Evidencia: ELLs

Hay muchos mitos y conceptos erróneos que los educadores han caído en cuando se trata de estudiantes ELL.

ELLs y ESLs son estudiantes que a menudo son pasados ​​por alto y subestimados por muchos educadores y padres. Hay muchos mitos que las personas caen en la clasificación y la observación del éxito de un estudiante y su desarrollo del lenguaje. Hay muchas suposiciones que la gente hace hacia los estudiantes que están desarrollando una segunda lengua. Mientras leía los mitos que algunas personas tienen hacia ELLs o ESL, había muchos que yo conocía, pero había otros que yo no era consciente de que la gente utiliza para categorizar y etiquetar a los estudiantes. Uno de ellos era que mucha gente piensa que todos los estudiantes ELL son inmigrantes. Aunque el estado de las familias de donde vienen los estudiantes puede ser cierto, no necesariamente se aplica directamente a los estudiantes. Estos estudiantes pueden ser ciudadanos nacidos en Estados Unidos, pero sus generaciones pasadas pueden haber emigrado a los Estados Unidos en algún momento del pasado. La razón por la cual las personas asumen que son inmigrantes es debido a su contexto social y el uso del lenguaje que se encuentra en su hogar. Pueden nacer de los Estados Unidos, pero su L1 es español debido a sus padres. Cuando un educador se encuentra con un estudiante ELL, lo último que deben hacer es excluirlos o forzarlos a entrar en un aula principal donde no hay modificaciones o incluso acomodaciones para ellos. Hay algunos educadores que separan completamente a estos estudiantes porque piensan que retardan la clase o que el profesor no tiene suficiente conocimiento del segundo idioma. Sé que en algunas escuelas locales las políticas han estado cambiando drásticamente cuando se trata de lenguaje dual. Algunas escuelas ahora no buscan un maestro especializado bilingüe y sólo obtener sus propios maestros para tomar el examen de segundo idioma del Estado con el fin de ahorrar dinero para sus escuelas en lugar de invertir en el éxito de los estudiantes que necesitan un maestro especializado. Otra área donde los educadores han perdido completamente la marca es cuando etiquetan a un estudiante ELL como un estudiante que necesita ser colocado en educación especial. Las barreras lingüísticas nunca deben considerarse una discapacidad, sino más bien una oportunidad para ampliar el conocimiento de estos estudiantes. Un factor que ha contribuido en gran medida a este enfoque y mito son los pobres instrumentos de evaluación que no pueden distinguir las dificultades culturales y lingüísticas de las discapacidades.